Pablo Donat: "los que somos nuevos tenemos que esperar porque dependemos mucho de los pueblos"

 


Pablo Donat es un humilde rejoneador de Ontinyent con una capacidad de trabajo tremenda y es que a este joven jinete nadie le ha regalado nada, prueba de ello es el sacrificio constante que ejecuta día sí y día también preparando sus caballos. A pesar de su juventud ya muestra unas grandes facultades para la doma y un concepto espectacular sin salirse del clasicismo y la pureza que trajo Vidrié al rejoneo. 2021 se plantea como una temporada complicada pero este caballero tiene claro que tendrá que hacerle un quiebro y una vuelta al ruedo a dos pistas para que a él no le afecte, sino que le sume.


¿Cómo afrontas esta temporada?

  • Bien, se van moviendo las cosas y la última tarde de Vinaroz me ha venido muy bien para que sigan moviéndose, pero yo creo que para los que estamos empezando aún está todo un poco parado. Pero tengo mucha ilusión por demostrar que mis caballos están a muy buen nivel.


¿Han surgido los primeros contactos para esta temporada?

  • Poco a poco se va moviendo, pero sobre todo para agosto y septiembre. Hay cosas medio hechas, los que somos nuevos tenemos que esperar porque dependemos mucho de los pueblos y ahí hasta que no esté la gente vacunada allá por agosto y septiembre dudo que podamos hacer muchos paseíllos. Al fin y al cabo donde más se está toreando es en las capitales porque son plazas grandes y se pueden respetar mejor las distancias de seguridad.


¿Qué significa la Comunidad Valenciana para ti?

  • Bueno, para mí toda la Comunidad Valenciana es mi tierra y me siento muy a gusto toreando aquí, viene mucha gente que me conoce y eso me llena de ilusión.


¿Qué has sentido al torear con la grada llena de mascarillas en Vinaroz?

  • Otra experiencia más, aunque tenía tantas cosas en la cabeza que apenas me fijé, pero ojalá pronto nos las podamos quitar y mirarnos todos a la cara.





¿Hay rivalidad en el rejoneo?

  • Sí, yo creo que sí que hay rivalidad, siempre ha habido y siempre la va a haber. Hay tres toreros y todos quieren triunfar, pero debe haber una rivalidad sana que siempre va a ser buena.


¿Cómo fueron esos años de trenzador con Manuel Manzanares?

  • Los viví con mucha ilusión aprendiendo todas las facetas del rejoneo. Al final cuando uno va a ver una corrida solo ves al rejoneador, pero hay muchas cosas atrás que no vemos. Además con Manuel pude ver el cariño y el amor por los caballos además de una gran técnica para la equitación, aprendí muchísimo de él.


¿Es importante la humildad en un rejoneador?

  • La humildad es vital, pero no sólo para los rejoneadores sino también para las personas, yo me considero muy humilde, y creo que tener esos valores es fundamental.


¿Cómo viviste el duro 2020?

  • Fue duro, ya no sólo por no torear, sino porque no te dejaban y tampoco te daban unas ayudas… Económicamente para los de abajo ha sido un año durísimo porque los gastos son los mismos y los ingresos menores, fue duro no torear nada. Aunque he de agradecer que Diego Ventura organizó un certamen en Toroflix y me vino muy bien a pesar de que no pude ir lo preparado que yo quería porque sólo pude tentar tres vacas, mi zona es complicada también para buscar tentaderos la verdad.


¿Es duro el rejoneo?

  • Yo veo duro estar trabajando ocho horas al sol picando piedra en una cantera, a mi me gusta entonces no es duro. Ahora, es sacrificado y hay momentos de dureza cuando las cosas no salen, pero cuando haces lo que te gusta y quieres hacer deja de ser duro.


Esto ha sido todo, la brillantez de un rejoneador que sabe lo que busca y valora todo lo que tiene porque sabe lo que cuesta, ojalá el rejoneo le tenga guardado un sitio de oro.

Aitor Vian (Tendido_5)


Comentarios