Un profesor desea la muerte a un torero (todo no vale)


El profesor Jesualdo Escudero desea la muerte al torero Imanol Sánchez

La historia se vuelve a repetir, un profesor ataca la actividad laborar de un torero, como ya pasara con el profesor Vicente Belenguer quien celebró públicamente en su tablón público de la red social Facebook la muerte del torero Victor Barrio.

Esta vez, Jesualdo Escudero, quien trabaja en el Departamento de Educación de la Generalitat de Cataluña, ha inferido deseos de que fallezca por asta de toro el diestro aragonés Imanol Sánchez, quien asegura; "no es la primera vez, de estas son habituales máxime cuando uno defiende su profesión en redes sociales día a día, lo triste es que ese odio venga por parte de quien tiene que educar a próximas generaciones".

Es por ello que el torero de Pedrola ha decidido hacerlo público "para concienciar sobre el odio que se esta recibiendo de personas que no casan con la tauromaquia y para que a todos les entre conciencia a la hora de decir según que cosas, el odio no es bueno"

La publicación realizada por el diestro va acompañada del pantallazo recibido, y de un texto en el que quiere ensalzar la labor de los profesores y maestros que no ha de ser dañada ni emborronada por una salida de tono de una única persona.




 

Comentarios

  1. Haber sí tienes suerte y cojes una gran pulmonía y dé pasó el coroviru

    ResponderEliminar
  2. Pero que se puede esperar de uno que no es catalino si no que vive de los impuestos que pagamos los españoles VIVAn los toros y la ta>uromaquia

    ResponderEliminar
  3. Quew se puede esperar de este in dividuo,ya que no es catalino ,y como siempre han sido los catalinos ,que les han ido tambien las cosas que siguen igual viviendo de los dineros que nos quitan a todos los españoles para darselos a ellos y se callen,con el regimen anterior no tuvieron cooog..........es, para protestar y encima lo ensalzaban asi que ellos prosperaban y el resto de los españoles pasando hambre que le den por el mismo¿¿¿¿¿¿¿¿¿ VIVA LOS TOROS Y LA TAUROMAQUIA OLE;OLE Y OLE

    ResponderEliminar

Publicar un comentario