Saldívar y Guillermo Hermoso, triunfan en el cerrojazo de la temporada


El rejoneador Guillermo Hermoso de Mendoza triunfó la tarde de su confirmación al cortar una oreja, mismo trofeo que conquistó el matador de toros Arturo Saldívar que dejó pasajes de mucha calidad en su lote. Pablo Hermoso de Mendoza realizó lo mejor con su segundo, un astado de Los Encinos, en tanto que José María Hermosillo ratificó sus ganas en dos faenas de poder y entrega.

La tarde abrió con “Confirmado”, de Los Encinos, correspondiendo a Guillermo Hermoso de Mendoza que confirmaba la alternativa, en una ceremonia emotiva de manos de su padre, Pablo Hermoso de Mendoza. De salida el toro tuvo emotividad y colaboró en el Tercio de Banderillas, realizando buenos pasajes en lomos de ‘Indico’ y ‘Donatelli’, firmando la variedad y entrega. El astado comenzó a pararse y Guillermo buscó pisar los terrenos de frente, estando correcto y voluntarioso, para buscar marcar la diferencia con detalles como levadas, y piruetas para llegar con gran fuerza a los tendidos. Pesado con el rejón de muerte para ser aplaudido.

Su segundo, y séptimo del festejo, permitió a Guillermo Hermoso de Mendoza dejar una firme y convincente actuación ante un toro con transmisión y acometida, que colaboró en el lucimiento del rejoneador que junto a ´Disparate´ llegó al más alto nivel para emocionar con “La Hermosina”, a la que puso su propio sello. Junto a ´Pirata´ tuvo el cierre perfecto cuando dejó las rosas en todo lo alto. Certero con el rejón de muerte cortó con una oreja.


La maestría de Pablo Hermoso de Mendoza quedó manifiesta con el primero de su lote, de Bernaldo de Quirós, un toro con ritmo y emotividad que con el que la clase se hizo presente cuando montó a dos de sus estrellas, ´Dalí´, y ‘Esencial’, toreando a dos pistas. Las fallas con el rejón de muerte no le llevaron a tocar pelo. Su segundo, tuvo menos emotividad, aún así, la apuesta de Pablo Hermoso fue clara y estuvo muy por encima, dando el extra para sacar pasajes de gran calidad y sobre todo de mérito, mató al segundo viaje y pese a la petición quedó su actuación en una ovación.

Un toro de Santa Fe del Campo con fijeza y transmisión, correspondió como primero a Arturo Saldívar que cuajó con muletazos de hondura y clase en series donde corrió la mano muy baja, llevando al astado con los vuelos, y sobre todo imprimiendo la naturalidad de su toreo. Asentada fue la faena del hidrocálido que cortó una oreja mientras que el toro fue premiado con el arrastre lento.


Al sexto y segundo de su lote, Arturo Saldívar mostró su expresión en una faena de mando y poder en la que terminó por imponerse a la mansedumbre del astado, con una faena estructurada en la que llegó con gran fuerza a los tendidos que se entregaron en cada pasaje de su convincente actuación donde destacó en series también con la mano muy baja. Hubo petición de indulto que no fue atendida, matando de estocada, pero el toro tardó en doblar y quedó en palmas.

Grato sabor de boca dejó José María Hermosillo que a su primero lo recibió con cuatro largas cambiadas en el tercio. El de Santa Fe del Campo tuvo bravura y celo, planteando una firme labor el joven hidrocálido que mostró su poder, y sobre todo su buena solvencia para resolver la papeleta y dejar muletazos de buena manufactura que repercutieron en los tendidos. Sonaron los dos avisos y así se esfumó la posibilidad del corte de un trofeo. Con el cierra plaza, su actuación también fue buena, teniendo esta vez menos tela para cortar, dejando en claro su voluntad de principio a fin para ser aplaudido.

Plaza toros México (México). Domingo, 16 de febrero de 2020. Toros de Los Encinos Santa Fe del Campo, el tercero premiado con el arrastre lento y Bernaldo de Quirós.

Pablo Hermoso de Mendoza, palmas y ovación
Arturo Saldívar, oreja y palmas
Guillermo Hermoso de Mendoza, división de opiniones y oreja
José María Hermosillo, silencio tras dos avisos y silencio

 Entrada: Media plaza

 Se guardó un minuto de silencio en memoria de Manolo el de los sombreros.

Texto: La Plaza México









Comentarios